605.990.913

info@massalud.es

¿Qué es la anemia?

diabetes

julio 23, 2016

¿Qué es la anemia? |

La anemia es una disfunción a la que son más propensas las mujeres, no sólo por influencia del periodo menstrual sino también por su mala nutrición y afán constante de hacer dieta. Aprende ya todo lo que se debe hacer para mantener nuestro recuento de glóbulos rojos en número suficiente.

Si te ves pálido/a frente al espejo y sientes cansancio sin razón aparente, entonces, ¿no pensaste que podrías estar sufriendo de anemia? Es obvio que eso lo tendrá que determinar un médico, después de realizarte análisis de sangre. Según algunos especialistas, la anemia no es, por lo general, una enfermedad en sí misma, sino sólo una señal que anuncia la existencia de otro problema. Por ello resulta fundamental no hacer un diagnóstico apresurado que pueda llevar a la automedicación sino consultar siempre con un médico clínico o especialista para analizar el caso de forma particular.Los glóbulos rojos: funciones y problemas

La cantidad normal de glóbulos rojos o eritrocitos que tiene normalmente una persona sana, está entre 4.2 y 4.8 millones para las mujeres y entre 4.5 y 5.2 millones para los hombres. En general, la gente se preocupa cuando sus glóbulos rojos están por debajo de los parámetros normales, pero hay que tener en cuenta que también hay que consultar cuando se superan los máximos.Los excesos de glóbulos rojos también pueden ser a causa de una enfermedad. Por ejemplo, si una persona tiene 6 millones de glóbulos rojos, puede ser debido a: un exceso de producción, por falla en el sistema de regulación de la médula ósea; por necesidad de transportar más oxígeno, en el caso de las enfermedades cardiopulmonares; porque la persona vive a mucha altura -en ciudades como Quito o La Paz- con menos oxígeno en la atmósfera y, en último lugar, porque tiene glóbulos más chicos y menos eficientes, como en algunas enfermedades hereditarias. En estos casos se busca la causa -generalmente problemas cardíacos o renales- que origina el desequilibrio y, en base a ello, se recomienda el tratamiento.

Sin embargo, estos casos de aumento de los glóbulos rojos no son tan frecuentes como los de anemia. Los casos de anemia son más comunes y se ven a diario en los consultorios. Ahora vayamos por partes y veamos qué es lo que provoca esta enfermedad tan común en todas las sociedades occidentales.

Las anemias no son sólo un conjunto de enfermedades caracterizadas por la baja cantidad de glóbulos rojos en la sangre sino también por su calidad. ¿Qué significa esto? que una persona puede tener la cantidad indicada de glóbulos rojos pero si estos son de mala calidad, también existe una anemia.

Estos dos problemas se presentan porque, por alguna razón, la médula está teniendo algún problema en la fabricación de glóbulos rojos que, en la mayoría de los casos, se manifiesta cuando una persona se siente muy cansada sin que se haya exigido o esté muy pálida.

Estos síntomas son muy lógicos si partimos de la base de que los glóbulos rojos cumplen la función de transportar oxígeno desde los pulmones a todas las células del organismo, así como llevar el dióxido de carbono -un producto de desecho de las células, que resulta tóxico si se acumula- desde los diversos órganos hasta los pulmones, para su posterior eliminación.Además, los glóbulos rojos también son muy importantes por lo que contienen: la hemoglobina. La hemoglobina es el pigmento que recoge el oxígeno en los pulmones y sólo lo libera cuando llega al lugar preciso. Esta es la función principal de los glóbulos rojos. Cuando la hemoglobina está unida al oxígeno adquiere un color rojo brillante, característico de los glóbulos rojos y de la sangre. Pero cuando esta se separa del oxígeno se torna más azulada, y la sangre se vuelve de color rojo oscuro.

La determinación de la cantidad de hemoglobina que contiene la sangre es ya rutinaria en los análisis de sangre, y por lo que ya hemos explicado, constituye una de las mediciones más importantes que se realizan para el diagnóstico de una anemia: una persona puede estar anémica por fallas en la hemoglobina aunque la cantidad de glóbulos rojos sea normal o excesiva.

Síntomas de la anemia

  • Fatiga severa, letargia y sensación de levedad.
  • Las uñas se vuelven finas o se quiebran fácilmente.
  • Palpitaciones, sobre todo después de realizar esfuerzos físicos.
  • Manos y pies fríos.
  • Palidez, especialmente debajo de las uñas o dentro de los labios.
  • Grietas en los bordes de los labios y en la lengua, que a veces puede volverse áspera.
  • Dolores de cabeza.
  • Pérdida del apetito.
  • Irritabilidad.

Comentarios

Los Comentarios están cerrados.

Mas Salud © 2015 | All Rights Reserved.